¿Otra vuelta de tuerca más?

En noviembre de 2011 publicaba en este blog un texto al que titulé ‘Entre humos y etiquetas’. En él comentaba que se acababan de aprobar las 90 medidas del Plan Nacional para la Calidad del Aire, por la que se podía vetar el acceso a determinadas zonas de la grandes ciudades a los automóviles menos limpios a partir de 2013.

Si bien esto parece que ha quedado algo ‘olvidado’ por el momento, ahora se anuncian nuevas medidas, aunque en esta ocasión quien ha comenzado la ‘cruzada’ ha sido la Generalitat de Cataluña. Los argumentos pueden ser reales, aunque suenan a más excusas para abrir la puerta de los desguaces de par en par a los vehículos más viejos (por la que se colarán muchos de los considerados ya como clásicos), y así favorecer la compra de vehículos nuevos o seminuevos. La noticia, fechada por la agencia EFE el pasado día 24 de abril, se resume a continuación. Que cada uno saque sus conclusiones.

La Generalitat quiere reducir el parque de vehículos más “sucios” que emiten hasta el 30% de las partículas en suspensión Pm10 y el 25% del dióxido de nitrógeno (NO2) y para ello prevé iniciar una campaña con los ayuntamientos para enviar al taller aquellos vehículos que no cumplan con los niveles permitidos. (…) Unas condiciones climatológicas adversas (menor régimen de lluvias y un aumento de los anticiclones que favorecen los episodios de contaminación) y la crisis económica, que ha provocado un envejecimiento del parque de vehículos -por la caída de las ventas- y la reaparición de coches más antiguos que llevaban tiempo sin circular, han provocado un repunte de Pm10 (menores de 10 micras) en el aire, así como del monóxido de carbono, asociado a la combustión de gasolina de vehículos más viejos.(…) La Generalitat quiere promover a partir de septiembre la campaña “Hagamos el aire más limpio ahorrando combustible” en colaboración con los ayuntamientos y las policías locales, para que los municipios participen en el control de los vehículos más contaminantes, que según ha advertido Farran, no siempre son los más viejos.(…) Aunque se trata sobre todo de una campaña de concienciación entre los ciudadanos, la legislación estatal permite sancionar e impedir que circulen aquellos coches que provoquen un exceso de contaminación acústica o de emisiones. (…) Recientemente se ha subido el límite de velocidad en Barcelona de 80 km/h a 90 km/h. Se ha tomado esta decisión porque se ha comprobado que a 80 km/h los conductores circulan en cuarta marcha, y si el límite está en 90 km/h lo hacen en quinta, lo que ayuda a reducir el consumo de combustible y contaminar menos.’

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Temas Generales. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s