No dejar de VER hasta el final…

Curioso fragmento de una película alemana fechada en 1972. Los 59 segundos del vídeo demuestran dos cosas: las ‘manos’ del piloto que rueda la escena, y finalmente, precisamente eso, un más que sorprendente final…

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Retrovisor, Vídeos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s